La ISP participa a la reunión de la OIT en Perú

Date: 
13 Octubre, 2014 to 16 Octubre, 2014
Time: 
09.00 - 17.00
Location: 
Lima, Perú
Tipo de evento: 
parte de la delegación de la ISP
La ISP participó, con una delegación de 48 compañeras/os, en la 18a. Reunión Regional Americana de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) que tuvo lugar del 13 al16 de octubre, en la capital de Perú, Lima.

En el día 14, una declaración propuesta por los miembros de la ISP sobre el TISA (Tratado de Comercio de Servicios) fue aprobada por el Grupo de los Trabajadores que asistieron a la reunión.

La declaración, que se puede leer en su totalidad a continuación, fue leída por el compañero Luis Lara, de Guatemala, durante la sesión informativa especial sobre el seguimiento de la Declaración Tripartita de Principios sobre las empresas transnacionales y la política social.

En el mismo día 14, en la sesión de comentarios al informe del Director General, los problemas de los afiliados de la ISP, como representantes del sector público, fueron vocalizados por Luis Isarra, de la FENTAP - Perú y por Marcelo Di Stefano, de APUBA-CONTUA, ambos integrantes del Comité Ejecutivo Regional de la ISP, IAMREC.

Ambas intervenciones, que se basaron en el documento adjunto "Las Américas ante los retos del siglo XXI: empleo pleno, productivo y trabajo decente", fueron aplaudidas y reconocidas por los/as asistentes a la 18 ª. Reunión.

También hay que mencionar que antes de la reunión, en los días 10 y 11, se realizó una reunión de la Red Andina de Trabajadores/as Judiciales, cuyos participantes permanecieron en Lima para la reunión de la OIT. De la misma manera que el Grupo de Administración Pública de la ISP, cuyos miembros también estuvieron presentes en la reunión de la OIT, también se reunió entre el 13 y el 15.

 

Declaración de los Trabajadores/as ante el Acuerdo de Comercio de Servicios Públicos “TISA”

El grupo de trabajadores y trabajadoras presentes en la 18ª Reunión Regional Americana de la Organización Internacional del Trabajo, OIT, declaramos nuestro rechazo a las negociaciones que se están adelantando entre 50 países, nueve de ellos de la region, para desregular aún más el comercio de servicios públicos.

Este nuevo Acuerdo de Comercio de Servicios TISA (por sus siglas en inglés) sigue, en buena medida, la estrategia empresarial de utilizar los acuerdos “comerciales” para atar a los países a un programa de liberalización y desregulación extrema con el propósito de garantizar mayores ganancias a las empresas a expensas de los trabajadores, los agricultores, los consumidores y el medioambiente. El acuerdo que se propone es el resultado directo del trabajo sistemático de incidencia de las empresas transnacionales de los sectores bancario, energético, de seguros, telecomunicaciones, transporte, agua y otros servicios, a través de grupos de presión y cabildeo como la Coalición de Industrias de Servicios de Estados Unidos (USCSI, por su sigla en inglés) y el Foro Europeo de Servicios (ESF, por su sigla en inglés).

Para los trabajadores no es aceptable que dichas negociaciones se realicen a espaldas de los pueblos y en el mayor secretismo por parte de los países comprometidos en esta aventura. Así mismo, rechazamos la forma en que se realizan las negociaciones por fuera de la Organización Mundial del Comercio, OMC, con el propósito de constituir un bloque de presión al interior de este organismo multilateral. No es exagerado pensar que una vez que se concluya el TISA, los países firmantes puedan intentar actuar como bloque en las negociaciones del Acuerdo General de Comercio de Servicios (AGCS) dentro de la OMC, presionando a otros países a que cumplan con el nivel de liberalización y desregulación del TISA, contradiciendo así las directrices de negociación sobre servicios que los miembros de la OMC acordaron por consenso.

Hemos conocido que en el Acuerdo de Comercio de Servicios Públicos “TISA” se incluyen cláusulas, conocidas como disposiciones de “Stato quo” y de “trinquete” que menoscaban la democracia de los países al impedir que las autoridades públicas puedan revertir la privatización de los servicios, aunque dichas privatizaciones fracasen.

De la región hacen parte de dichas negociaciones, que son lideradas por Estados Unidos y la Unión Europea (con sus 28 Estados miembros) Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, México, Panamá, Paraguay, Perú y el Uruguay ha sido invitado a participar del TISA. Es indispensable alertar a los demás países y gobiernos, porque lo que se pretende constituir un grupo de presión al interior de la OMC. Además, esta iniciativa profundiza la tendencia de tratados de comercio que ya han sido firmados por varios países de la región con la Unión Europea y los Estados Unidos y otros tantos que están en discusión.

Al adoptar esta Declaración, el Grupo de Trabajadores insta a los gobiernos y a los empleadores a estar alerta sobre los nocivos efectos que tendrá el Acuerdo de Comercio de Servicios “TISA” sobre los derechos de los trabajadores migrantes, al igual que sobre la no inclusión de las normas laborales obligatorias o la protección de los derechos de los trabajadores en el TISA.

 
Grupo de los Trabajadores 18ª Reunión Regional Americana de la Organización Internacional del Trabajo, 13 de octubre de 2014.

 

Ver también